Una apuesta sin precedentes por la industria de los centros de datos. Esa es la estrategia de la Comunidad de Madrid que, según su presidenta, Isabel Díaz Ayuso, se convertirá en cinco años en la zona de Europa “con mayor tráfico de datos: el centro europeo”.

El objetivo de la Comunidad de Madrid es superar a París o Ámsterdam. Para hacerlo en los próximos tres años, Madrid organizará la burocracia entre las administraciones regional y locales gracias a la Oficina de Impulso a los Centros de Procesamiento de Datos (OICPD) anunciada por el Gobierno autonómico hace unos meses y que ya está en funcionamiento.

La Oficina de Impulso a los Centros de Procesamiento de Datos es un nuevo recurso orientado a dar cobertura y asesorar a las empresas y multinacionales del sector de los data centers para impulsar su expansión y asentamiento en la región.

Asesorar a las empresas

Un espacio concebido para la promoción de la región y para la generación de negocio en torno a este sector que además será una herramienta de asesoramiento para ayudar a las empresas en la búsqueda de nuevos emplazamientos y un apoyo para estas en el momento de seleccionar proveedores energéticos o de comunicaciones, y de escoger y retener personal especializado y cualificado.

Además, podrá servir de guía a las grandes multinacionales a la hora de realizar sus trámites y gestiones ante las administraciones públicas y trabajará como enlace con otras entidades de la Comunidad de Madrid para la búsqueda de inversores, socios locales, financiación, incentivos y otras fuentes de negocio.

Carlos Izquierdo, en la Oficina de Impulso a los Centros de Procesamiento de Datos.

A la cabeza en la industria de los centros de datos

Según los datos que maneja la Comunidad de Madrid, la región alcanzará una capacidad de mercado que superará en 2026 los 600 megavatios que se necesitan para ocupar una posición de liderazgo. En este escenario, la inversión directa acumulada puede situarse en más de 6.000 millones de euros, a lo que habría que añadir una indirecta de, como mínimo, 10.000 millones de euros.

“Actualmente, nos situamos a la cabeza del desarrollo de los data centers en España, con 31 de estas instalaciones operativas y 14 en proyecto e inversiones previstas de más de 6.000 millones hasta 2025. Además, en estos momentos, la potencia instalada en España asciende a 113 MW, de los cuales 103 MW (un 91% del total) están en el área de la capital, que experimentará un crecimiento exponencial, con un incremento medio anual del 43,24% hasta alcanzar los 586 MW en 2025”, señala Carlos Izquierdo, consejero de Administración Local y Digitalización de la Comunidad de Madrid.

En la primera reunión de la comisión de trabajo de la OICPD, Izquierdo ha destacado que, “con este proyecto, queremos seguir consolidando la región como nodo digital del sur de Europa y polo de atracción para las principales compañías de innovación a nivel mundial”.

Ya puedes descargar totalmente gratis el Nº8 de nuestra revista

portada

Suscríbete a nuestra Newsletter

ByTIC Media