Daniel Madero W., Regional Sales Director de Ivanti

“Somos el único fabricante que cumple con los exigentes requisitos de seguridad establecidos por el ENS, una garantía de calidad indispensable para la AA.PP.”

La transformación digital de la Administración Pública pasa por adaptarse a las nuevas tecnológicas, la nube, el trabajo híbrido etc. Un camino en el que Ivanti quiere acompañarle con sus soluciones tanto desde el punto de vista del puesto de trabajo como de la transformación de los activos informáticos, gestión de archivos y servicios internos, con el fin de mejorar la experiencia de uso de los servicios TI por parte de los empleados/funcionarios, facilitando y haciendo posible el trabajo flexible desde cualquier lugar.

Una propuesta que, como explica Daniel Madero W, Regional Sales Director de la compañía, tiene un valor diferencial: Ivanti es el único fabricante que cuenta con la certificación del CCN por cumplir con el ENS (Esquema Nacional de Seguridad), una garantía de calidad indispensable para el Sector Público.

-¿Qué presencia tiene actualmente Ivanti en la Administración Pública española? No sé si puede comentarnos algunos proyectos relevantes…

Ivanti está presente en la Administración Pública con cada uno de sus tres pilares de producto, todos necesarios para llevar a cabo la transformación digital que necesita la AA.PP española. En la actualidad, tenemos presencia en una gran mayoría de los organismos más relevantes de la AA.PP., tanto en cuerpos de seguridad como en ministerios, diputaciones, etc.

Ivanti propone un enfoque integral de todo el ecosistema tecnológico de la institución a través de su plataforma unificada de automatización Ivanti Neurons, que abarca los tres pilares que he mencionado anteriormente: la gestión del puesto de trabajo remoto  (Everywhere Workplace), la seguridad de la red y los servicios ITSM, que permiten administrar los servicios informáticos internos de la institución, como la gestión del correo  o las aplicaciones. La plataforma permite además el auto restablecimiento y autoprotección de los dispositivos, capacitando al usuario para el autoservicio.  

Todo esto supone importantes ventajas para la Administración, como  reducir un 80% las incidencias antes de que se conozcan, y disminuir el corte de servicio no programado en un 60%. Con todo ello, conseguimos que el puesto de trabajo, independientemente de donde esté ubicado, resulte igual de ágil que si estuviera en la oficina, un factor indispensable en la modernización de la Administración.

Gestión del puesto de trabajo

-La AA.PP se encuentra inmersa en un proceso de digitalización en el que los Fondos Europeos se presentan como una palanca esencial. ¿Cómo cree que va a impactar esta inyección económica en la transformación del sector público español y qué papel quiere jugar Ivanti en esa transformación de la AAPP?

Sin duda, los Fondos Europeos van a tener un efecto impulsor y van a acelerar una transformación que, por otra parte, ya está en marcha, y va a facilitar que la transformación tenga lugar de una forma más amplia y ambiciosa. Una transformación importante que impulsará es el cambio que darán las AA.PP. con la utilización de los servicios en la nube.

El objetivo de Ivanti hacia la Administración española es ofrecer soluciones que faciliten su transformación digital, tanto desde el punto de vista del puesto de trabajo como de la transformación de los activos informáticos, gestión de archivos y servicios internos, con el fin de mejorar la experiencia de uso de los servicios TI por parte de los empleados/funcionarios, facilitando y haciendo posible el trabajo flexible desde cualquier lugar.

Como conclusión, Ivanti contribuye a la transformación digital de las AA.PP. ofreciendo soluciones eficaces (tanto en costes como en prestaciones) para la gestión del puesto de trabajo, la securización (tanto de los activos informáticos como de los usuarios/trabajadores públicos), y en todo lo que concierne a los servicios internos de la Administración.

Nuestro principal valor diferencial es que ofrecemos soluciones en cada una de esas áreas, que se pueden interconectar entre ellas, lo que supone una gran ventaja para el cliente (en este caso la Administración Pública), pues le permite adaptarse a sus necesidades específicas y ofrecer soluciones a medida.

Esto es especialmente útil para los organismos públicos, pues como comentaba es un sector tecnológicamente complejo y heterogéneo en cuanto a sus equipos, redes, dispositivos, etc.  Por ejemplo, en lo que se refiere a la gestión del puesto de trabajo ‘desde cualquier lugar’, Ivanti cubre todos los sistemas operativos. Es decir, no obligamos al Sector Público a adaptarse a Ivanti, sino que Ivanti tiene más capacidad que otros proveedores para adaptarse a un entorno de complejo y heterogéneo como el de la AA.PP.

«Ivanti tiene más capacidad que otros proveedores para adaptarse a un entorno de complejo y heterogéneo como el de la Administración Pública»

-Usted mismo señala una de las grandes transformaciones que la digitalización de la AAPP ha provocado y que es el propio trabajo remoto de los empleados públicos, un nuevo escenario que ofrece grandes ventajas como la conciliación laboral pero que también presenta retos como la experiencia del empleado. ¿Qué beneficios, en su opinión, trae esta nueva experiencia del empleado público a la propia AAPP?

El trabajo desde cualquier lugar aporta flexibilidad, eficacia y ahorro de costes. Al empleado, le aporta sobre todo flexibilidad. Para tener éxito en la implantación del trabajo ‘desde cualquier lugar’ hay dos claves que tiene que tener en cuenta cualquier organización : la seguridad del puesto del trabajo remoto y la experiencia del trabajador.

El principal diferenciador que aporta Ivanti para conseguir éxito en estos dos aspectos clave es la capacidad de descubrir (identificar) todos los activos TI involucrados (móviles, tabletas, PC etc.) que utilizan los empleados en su trabajo diario. Este es el primer paso fundamental e imprescindible para prevenir problemas de ciberseguridad, pues si se pretende securizar un dispositivo, es imprescindible saber qué tipo de terminal es, si es seguro o no, etc., y muy especialmente en un entorno de trabajo que está en cualquier parte, fuera del entorno seguro de la oficina. 

Una vez que se tienen todos los activos identificados, el siguiente paso es la gestión de esos activos;  es decir, habilitar el puesto de trabajo para que el usuario cuente con las herramientas y aplicaciones que necesita para hacer su trabajo.

El tercer paso es la seguridad de todos los activos informáticos (dispositivos, terminales, redes, etc.), pues no solo hay que gestionarlos, si no conseguir comunicaciones seguras en un entorno más heterogéneo y fuera de control como es el ‘trabajo desde cualquier lugar’, donde todo ocurre fuera del marco seguro de la oficina.  Por tanto, en este nuevo ecosistema, el modelo tradicional de seguridad ya no es válido y se requiere otro diferente, el conocido modelo de seguridad de ‘coanfinza cero’ (Zero Trust), que es por el que apuesta Ivanti. En los tres pilares estratégicos antes mencionados, Ivanti tiene una oferta totalmente adaptada al entorno Zero Trust.

Y como último paso, una vez que se han descubierto, gestionado y securizado todos los activos TI del puesto de trabajo remoto, es necesario ofrecer un servicio eficaz a esos empleados  que ya no están en la oficina. Para conseguirlo, es importante que los sistemas informáticos estén altamente automatizados, que sean proactivos y que puedan hacer gestiones sin reparaciones preventivas;  que estén diseñados para permitir una buen experiencia al trabajador, en cuanto a tecnología se refiere (disminución y resolución de incidencias – al prevenirlas,  facilidad para localizar la información, etc.), facilitando así su productividad y su satisfacción general como usuario.

En todo ello, en todo lo relativo a la gestión del puesto de trabajo informático, es donde interviene Ivanti y donde tenemos mucho que ofrecer, pues nuestra aportación supone una gran ayuda para la Administración Pública.

Cuando se da una gestión tecnológica adecuada del puesto de trabajo, unido a las herramientas modernas de colaboración, el empleado se siente más acompañado, más integrado y, como consecuencia, su satisfacción es mayor.

Automatización e Inteligencia Artificial

-La automatización y la IA son parte de su propuesta. ¿Cómo pueden ayudar a la Administración en su digitalización estas tecnologías?

El valor de la IA está en la posibilidad de reducir la necesidad de personal para detectar y resolver problemas rutinarios y permitir a los trabajadores dedicar su tiempo a actividades más cualificadas, en las que puedan aportar valor.

Es importante aclarar que la automatización no pretende eliminar tareas manuales que sí aportan valor (que las hay, por supuesto), si no automatizar aquellas actividades que no suponen una contribución diferencial y que pueden ser sustituidas por máquinas.

Por ejemplo, localizar un fallo técnico supone una pérdida de tiempo que puede perfectamente automatizarse. Otro ejemplo sería la tarea de identificar cuando una aplicación está repleta de información y a punto de bloquearse por ese motivo. La automatización prevé a tiempo esta incidencia y evita al usuario el problema de un posible fallo por esa causa, evitándole la consiguiente pérdida de tiempo y productividad si no se evitara. 

También, cuando un dispositivo está a punto de caducar o agotarse la batería; la automatización lo previene y permite tenerlo listo antes de que se pare y suponga una nueva interrupción en el flujo de trabajo del empleado. Así, se trata de llevar a cabo un mantenimiento proactivo del puesto de trabajo, una detección y resolución proactiva y preventiva en la que se soluciona el problema antes de que afecte al usuario.

Así, de lo que se trata con la IA es prevenir y resolver problemas lo antes posible,   de forma proactiva y preventiva, y hacerlo con la mínima interrupción manual. Esto aporta una mejora de la productividad y una satisfacción para el usuario, así como ahorro de costes, pues se podrá hacer mucho más con menos.

Se trata de permitir a los empleados concentrarse en las tareas de valor y ser más productivos, automatizando las tareas rutinarias.  

De esta forma, a medida que se van añadiendo funcionalidades a un puesto de trabajo que cada vez resulta más complejo, en un entorno también cada vez más complejo y tecnológicamente difícil de controlar, pues ya no se trabaja desde la oficina. La automatización aporta la capacidad de gestionar estas complejidades, reforzando la productividad y satisfacción de los empleados. De esta forma se puede llegar más lejos e ir más rápido en el contexto heterogéneo de la Administración Pública, impactando positivamente en su productividad y, por tanto, en el logro de sus objetivos.

Zero Trust

– La digitalización del Sector Público y ese nuevo escenario de trabajo híbrido que comentábamos si ha traído también algo consigo es el incremento de los ciberataques, en este caso además contra información tan crítica como la que manejan los organismos públicos. ¿Cuál es la propuesta de Ivanti en ese sentido?

La propuesta de Ivanti consiste en proveer a la AA.PP. con herramientas potentes para llevar a cabo el descubrimiento, securización y gestión del puesto de trabajo, de los usuarios y las aplicaciones. Lo que diferencia al nuevo puesto de trabajo híbrido/remoto es la inexistencia de un perímetro de seguridad, y es por eso que la solución de seguridad en ese nuevo entorno, donde no existe  un perímetro físico, es el modelo Zero Trust.

Un modelo ZT completo, que abarca el descubrimiento y securización de todos los activos tecnológicos de la organización, gestión del puesto de trabajo y unas comunicaciones que, en ningún momento, dan por hecho que un dispositivo es seguro o un usuario es auténtico; todo se verifica, no se confía en nada. Se verifica la autenticidad del dispositivo, su identidad e integridad, se confirma la identidad del usuario, el contexto/circunstancias del entorno.  Y es que resulta especialmente complejo gestionar el ZT, pues supone integrar muchos factores para poder cumplir con la seguridad en un entorno donde literalmente se está a ciegas, pues no ves a los usuarios – como ocurre cuando se trabaja desde la oficina – no todo es lo que parece en la red y no te puedes fiar de nada ni de nadie, y hay que verificar de forma continua. En eso consiste Zero Trust, y eso es  lo que ofrece Ivanti.

Pocos fabricantes ofrecen una tecnología tan completa. Ivanti es capaz de adaptarse al entorno tecnológicamente heterogéneo y complejo de la AA.PP. donde no todos los usuarios utilizan los mismos dispositivos, redes, sistemas, etc. y existe una gran diversidad. Nosotros ofrecemos la posibilidad de cubrir esos entornos tan heterogéneos, y ahí radica su principal valor de cara a la AA.PP. Ivanti se puede acomodar mejor que otros fabricantes a la complejidad de la Administración y ofrecer una excelente cobertura y seguridad en esos entornos tecnológicos heterogéneos y complejos.

Ivanti está viviendo actualmente un momento de impulso para su negocio, tras la fase de integración marcada por las adquisiciones de cuatro nuevas compañías (Pulse Secure, MobileIron, Cherwell y Risk Sense), que tuvieron lugar en el 2020 y 2021. Tras estas recientes adquisiciones y las dos cualificaciones sucesivas otorgadas por el CCN (Centro Criptológico Nacional) de sus soluciones UEM (Unified Endpoint Management) y MTD (Mobile Threat Defense), Ivanti se ha convertido en el único fabricante en España que cumple con los exigentes requisitos de seguridad establecidos por el ENS (Esquema Nacional de Seguridad), lo que la posiciona en un lugar privilegiado frente a la Administración Pública y sectores críticos de nuestro país.

Experiencia internacional

– Ustedes tienen una gran experiencia especialmente en organismos públicos de países como EEUU. ¿Qué diferencias encuentran en el nivel de transformación digital de la Administración española respecto a otros países?

Ivanti tiene presencia en las AA.PP. de todos los países del mundo, no solo en USA, pues es una compañía global. En USA existen una serie de certificaciones muy específicas. En ocasiones y para no reinventar la rueda, otros países se apoyan en el trabajo que se ha hecho en USA para cierto tipo de certificaciones y requerimientos. En España, por ejemplo, el Esquema Nacional de Seguridad homologa/certifica actuaciones que se han hecho en Estados Unidos , incorporando aspectos complementarios adicionales necesarios para España.

Además de los americanos, España también se apoya mucho en los requerimientos/estándares europeos y otros estándares. Técnicamente,  se intenta aprovechar lo que es relevante y aplicarlo a la normativa nacional. En cada país hay certificaciones que son exclusivamente locales y otras que se pueden adaptar/homologar.

Ivanti tiene 45.000 clientes en todo el mundo, entre los que se encuentran 96 de las 100 empresas más grandes del mundo etc., por lo que está en contacto continuo con todo tipo de regulaciones internacionales.

-En ese proceso de transformación digital en el que se encuentra inmerso España, ¿qué cree, desde Ivanti, que es necesario por parte de la AA.PP. para avanzar con éxito?

Yo creo que sería muy positivo agilizar los procesos y abrirlos a nuevos proveedores. Es decir, arriesgarse un poco, innovar en la elección, abrir el espectro y hacer extensiva las posibilidades de participación en proyectos a empresas que no necesariamente son locales pero que pueden aportar valor en esa transformación; que no tienen que ser necesariamente las mismas de siempre.

Es un mundo dinámico, y hay muchas nuevas empresas modernas con tecnología madura y probada. Abrirse al mundo, tanto al nivel de soluciones como de empresas. Hacer un poco más accesibles las oportunidades a  empresas de otros países para que contribuyan a esa transformación, y que las AA.PP. puedan elegir entre todos los recursos existentes globalmente.

Ya puedes descargar totalmente gratis el Nº8 de nuestra revista

portada

Suscríbete a nuestra Newsletter

ByTIC Media